Android Scanner, un androide entre libros

Google da un paso más presentando su aplicación Android Scanner. Isaac Asimov creó al androide R. Dommel para varias de sus obras. Todos nos acordamos de Data en "Star Trek" y del androide David de la película "Inteligencia Artificial" de Steven Spielberg. Google nos empieza a dirigir el camino que tenemos que seguir el sector de libro si queremos subsistir. Pasen y lean: presentamos al Android Scanner.

Esta última semana ha sido presentada la nueva aplicación denominada “Android Scanner” del teléfono móvil de Google, el T-Mobile G1. Gracias al Android Scanner, será posible obtener todo libro existente en Google Book Search, simplemente escaneando el código de barras. Es decir, el usuario podría adquirir el libro que posee en sus manos simplemente sacando una foto al código de barras.

Pero para entender mejor el uso que se le puede dar al Android y como ha llegado a ello, es necesario retroceder 3 semanas y entender previamente lo que ocurrió el 28 de Noviembre. Este día se hizo oficial el acuerdo entre las Asociaciones de Editores y Autores de Estados Unidos y Google para zanjar la demanda presentada por parte de la Asociaciónes acusando al proyecto ‘Google Book para Bibliotecas’ de violar los derechos de las obras que se encontraban todavía bajo una licencia copyright, asegurando que eran ellos (editores y autores) los únicos que podían decidir si las obras pueden ser o no copiadas. Google siempre se ha defendido alegando el “fair use” (uso limitado del material con derechos de autor), puesto que solamente se reproducen fragmentos de estos libros con derechos de autor.

Para zanjar esta demanda, Google pagará a ambas Asociaciones la cantidad de 125 millones de dólares, con la cual el proyecto ‘Google Books para Bibliotecas’ puede seguir adelante sin trabas por parte de estos dos organismos.

Con ello, Google Books adquiere la posibilidad de previsualizar mayores fragmentos tanto de los libros publicados en la actualidad como los descatalogados que aún conservan derechos de autor. Hasta la fecha, estas obras solamente mostraban pequeños extractos de sus páginas, pero a partir de ahora se verán páginas completas y se podrán adquirir online. Los libros sin derechos de autor no se ven afectados por este acuerdo y se podrán visualizar en su totalidad, e incluso descargarlos íntegramente.

Y después de darse este acuerdo, a las tres semanas se presenta la aplicación de Android Scanner. Con esta nueva aplicación, Google empieza a entrar directamente en la única categoría de libros que se le resistía, en los libros publicados y protegidos por derechos de autor. A partir de ahora, se podrá visualizar hasta un 20% de un libro “activo”, además de informarnos en que biblioteca o editorial podemos adquirir la obra.

El Android Scanner impulsará a muchas editoriales estadounidenses a incluir sus libros en el Google Book Search. A las editoriales norteamericanas les interesa tener sus libros en Google, ya que se les abren las puertas de un nuevo canal de venta. Al utilizar el scanner, Google les mandará a los usuarios información del libro escaneado, si está en venta y el precio del libro. En esencia, este registro ayudará a localizar a los titulares de los derechos de autor y a garantizar que reciben los beneficios obtenidos por su trabajo según este acuerdo.

Se abre un nuevo negocio de los libros descatalogados. Las editoriales y los autores seguirán recibiendo ganancias de sus libros descatalogados. Y por otra parte se da una solución al problema de no poder leer el libro deseado por la razón de que el libro se encuentra descatalogado.

El número de libros en formato digital es ilimitado por lo que todos los alumnos podrán acceder a los libros de estudio necesarios. No hará falta recorrer todas las bibliotecas de la ciudad en busca de un libro. Google por medio de ‘Google Books para Bibliotecas’, informa en que biblioteca se encuentra el libro, donde lo podríamos conseguir prestado.

Tenemos que constatar que todo esto (el acuerdo de Google con los editores y el uso del Android Scanner) está disponible, por ahora, solamente en Estados Unidos. Aunque la intención de Google sea expandirlo a todo el mundo, hace falta mucho trabajo por parte de Google Books ya que se queda bastante corto en el número de libros disponible en los idiomas que no sean el ingles. Hay un trabajo acumulado por hacer, por lo que no tendría mucho sentido traer esta herramienta a nuestro país. Pero es esencial saber por nuestra parte cuales son los pasos que se están dando en Estados Unidos, y antes o después, se van a dar aquí.


google-books   android   tecnologia